admin

5 motivos por los que comer fuera de casa el día de Navidad

La Navidad está a la vuelta de la esquina y todo tipo de comercios y locales de ocio ya se preparan para la venta de regalos y el servicio de cenas de Navidad. En estas fechas de continuas reuniones con familiares, amigos y compañeros de trabajo se nos plantean algunas dudas bastante razonables, como por ejemplo qué es lo más adecuado el día de Navidad: ¿comer en casa o comer fuera? Aquí te damos 5 motivos por los cuales comer fuera es una gran idea.

glasses-919071_960_720

  • Ganas tiempo para estar con tus seres queridos. Estas fechas son muy especiales y lo más importante es que puedas pasar el máximo tiempo posible con tus amigos y familiares. Si decides realizar una comida de Navidad en casa será un bonito detalle para los demás, pero piensa en todo el tiempo que vas a pasar en preparando la comida mientras la gente va llegando o esperan en el salón. ¡Te vas a perderías todo eso! Mientras que si eliges comer fuera, podrás compartir más momentos con tu gente.
  • Cuentas con opciones económicas y suculentas para grupos. Los menús Navidad 2015 grupos que ofrecen algunos locales como Restaurante Kruger ofrecen comida abundante y de calidad a precios muy atractivos. Además, muchas de estas opciones de comida de Navidad incluyen barra libre en Madrid para que la celebración pueda alargarse sin preocupaciones.
  • No tienes que preocuparte de cocinar un plato que le guste a todo el mundo. Por si no fuera suficiente complejidad organizativa el mero hecho de hacer un almuerzo en casa para mucha gente, ¿cómo te aseguras de que aquello que preparas le va a gustar a todos los comensales? Una preocupación más que te puedes ahorrar saliendo a comer fuera.
  • No tienes que fregar los platos. Volviendo al tema de ahorrar tiempo, terminar una comida de Navidad nos puede dejar con una torre de platos, cubiertos y fuentes para fregar. Si salimos a comer fuera, todo esto estaría solucionado.
  • Como ya estás fuera, los bares de copas están cerca. ¡Que continúe la fiesta! Si has elegido un lugar céntrico para la comida de Navidad y después te apetece moverte a otro sitio para tomar unas copas, cervezas o para la cena, lo tendrás muy fácil. Si coméis en casa, es fácil que acabéis apalancados en el sofá después de un opíparo almuerzo. Así que si quieres estirar la fiesta un poco más, comer fuera es la mejor forma de comenzar.

3, 2, 1…¡Comienza la cuenta atrás para la Navidad!

Ya falta casi solo un mes para la Navidad. Según el punto de vista, esto puede ser mucho o poco tiempo. Las comercios ya empiezan a recrear el ambiente navideño con su decoración y desde hace semanas los supermercados y otras grandes superficies ya cuentan con un gran surtido de polvorones, mantecados y todo tipo de dulces navideños en sus estanterías.

galeria13_big

Lo cierto es que pronto o no, año tras año los preparativos relativos a la Navidad son cada vez más elaborados y anticipados. Y es que en estas fiestas hay mucho que celebrar y es necesario ser precabidos y planificarlo todo bien: regalos por Navidad o Reyes Magos, comidas con la familia, fiesta de nochevieja, amigos invisibles organizados con los amigos, cenas de empresa…

Sin duda, una de las mejores formas de celebrar la Navidad es organizando una cena de Navidad con familiares, amigos o compañeros de trabajo. Estos eventos van más allá de la celebración puramente cristiana, ya que el espíritu de estas fechas contagia a todo el mundo y fomenta los lazos que nos unen.

Si planeas una cena con menú de Navidad 2015 Madrid, es muy probable que te interese echarle un vistazo al Restaurante Krüger en Madrid. Se trata de un restaurante que cuenta en su carta con un amplio surtido de especialidades alemanas (carnes, ensaladas y guisos típicos) así como una gran variedad de buenas cervezas de importación alemanas. He aquí una muestra de los suculentos menús que Restaurante Krüger está preparando para estas navidades:

Opción 1: este es el menú perfecto para quienes prefieren comer picoteando varias cosas. Incluye varias especialidades cómodas para compartir, como por ejemplo tabla de embutidos y quesos del país, ensalada de escarola y granada en vinagreta, pimientos del piquillo rellenos, morcilla de burgos, croquetas caseras de boletus y de jamón ibérico, brocheta de pollo y verduras, bacalao en tempura y costillas de cerdo caramelizadas. De postre profiteroles y la especialidad alemana apfelstrudel, fino rollo de hojaldre relleno de compota de manzana.steak-826961_640

Opción 2: tabla de embutidos y quesos alemanes de bienvenida, morcilla de burgos y choricitos “infierno”y anillas de calamar fritas para compartir, y segundos a elegir entre salmón horneado o medallones de solomillo de cerdo. De postre, tiramisú.

Opción 3: tabla de patés y ahumados de bienvenida, taza de sopa marinera con crujiente de marisco de entrante, croquetas y pimientos del piquillo a compartir, y de segundos a elegir merluza a la gallega o ternera rellena al horno. De postre, tartas de la casa.

Opción 4: taza de sopa de picadillo de bienvenida, para compartir pulpo a la gallega, mejillones cocidos al vapor y morcilla de burgos y como segundos a elegir bacalao a la vizcaína o cordero asado. De postre, tartas de la casa.

Todos los menús incluyen también como postre un surtido de dulces navideños así como agua, vino y cervezas alemanas de importación.

Además de su ideal ubicación céntrica en Madrid, el Restaurante Krüger cuenta menús de Navidad especiales para grupos, con lo cual se trata de una apuesta segura a la hora de optar por una buena relación calidad precio. La gastronomía alemana cuenta con un excelente representante en el centro de Madrid, junto a la Plaza de España. Un verdadero chef germano trabaja con productos importados de Alemania: codillos y salchichas, tablas de patés y quesos, etc. Para que prime la variedad, la comida española de alta calidad también está presente en la carta de este restaurante.

Cómo maridar los platos típicos alemanes

Tal y como es de sobra sabido, la cerveza en Alemania goza de una tradición y un prestigio internacional. Esta bebida milenaria cuenta incluso con una “ley de la pureza alemana” centenaria (aunque revisada a principios del siglo XX) en la cual se determina que una cerveza artesanal sólo podía elaborarse a partir de tres ingredientes: agua, malta de cebada y lúpulo, ya que en los orígenes de esta ley (siglo XVI) no se utilizaba la levadura.

En la actualidad la cerveza alemana es garantía de una gran calidad. Como muestra de ello, Alemania exporta fuera de sus fronteras la fiesta del Oktoberfest en la cual corren litros de cerveza a través de las pintas al mismo tiempo que se degustan platos típicos como la gran variedad de salchichas y carnes que también hacen popular a la cocina alemana. Para disfrutar tanto de la cerveza como de la comida alemana, nada mejor que el Restaurante Krüger en Madrid.

beer-932994_640

El maridaje de la cerveza con los platos típicos alemanes es una tradición ancestral. He aquí algunas de las recetas que se aprovechan de la cerveza para realzar su sabor.

Franziskaner: Una de las variedades de cerveza de trigo más conocidas y exportadas de Alemania. Se recomienda acompañar esta bebida con pastas italianas como la lasaña, haciendo que sea ideal para las comidas familiares.

Paulaner: cerveza de trigo blanca típica de la región de Baviera en el sur de Alemania. Tiene un toque ácido y un buen equilibrio entre lo dulce y lo amargo. Cuenta con un aroma a plátano y levadora que la hacen perfecta para acompañar platos de sabor frutal, como comidas exóticas de origen árabe o postres.

Schofferhofer Hefeweizen: esta cerveza se caracteriza por sus toques a levadura y cítricos, marcadamente ácidos, refrescante y con un amargor suave. Muy apropiada para platos con pescado y verduras.

Schneider Weisse: se trata de una marca de cerveza de trigo muy conocida en Alemania. Se distingue por contar con suaves toques ácidos y poco amargar. Combina muy bien con platos de carne suave como aves o conejo acompañadas de salsas también suaves.

Konig Ludwig Weizen Dunkel: cerveza suave y refrescante con un suave sabor a trigo. Acompaña perfectamente a platos de pescados salados, como por ejemplo el bacalao.

Licher Hefe Hell: se trata de una cerveza muy aromática con matices de plátano, miel y varias especias. Es recomendable combinarla con platos de carnes y quesos contundentes.

La mejor forma de disfrutar de la cocina y de la cerveza alemana es desplazándose al restaurante Krüger, un restaurante para grupos en Madrid, donde predomina la abundante comida y bebida alemana a precios accesibles.

5 curiosidades sobre los alemanes

Alemania se encuentra en el corazón de Europa y en la actualidad funciona como motor económico del viejo continente. Conocemos bastantes tópicos sobre Alemania y sus gentes: buenas cervezas, buenos guisos y carnes estofadas, clima frío, trabajadores eficientes y una actitud estoica ante la vida aunque sin renunciar a la fiesta cuando esta se presenta. Muchos de estos clichés (sobre todo los gastronómicos) pueden comprobarse en primera persona acudiendoa restaurantes alemanes en Madrid. Para lo demás, aquí está una serie de curiosidades sobre los alemanes que seguramente no conocías.

sunset-538286_640

  • El idioma alemán tiene mucho en común con el latín ya que conserva las declinaciones y por ello una palabra tiene sufijos o prefijos distintos según su condición dentro de la frase (nominativo, acusativo, dativo o genitivo). Además, en Alemán hay muchas palabras compuestas a base de otras palabras, pudiendo unirse dos o más para crear un nuevo término.
  • Al entrar en una casa es habitual descalzarse y dejar las zapatillas o crocs en un cajón a la entrada. Como en muchos países fríos, es habitual la moqueta, así que el suelo tiende a estar calentito incluso en los peores temporales.
  • Las ciudades suelen contar con parcelas en alquiler a través de asociaciones de jardineros para cultivar huertos urbanos. Son espacios muy demandados, con lo cual algunas zonas incluso cuentan con lista de espera para poder alquilarlas.
  • Para quienes busquen algún día comprar únicamente bebidas, el Getränkemarkt es la tienda perfecta. Cuentan con cervezas de todas las marcas y graduaciones, zumos, refrescos y licores a precios más económicos que los supermercados habituales. Además, están organizados como grandes almacenes, para llegar en coche y hacer compras de volumen considerable. Ideales para planificar una fiesta.
  • Desplazarse en bicicleta es muy habitual y está muy bien considerado. Todas las ciudades cuentan con carriles y semáforos adaptados. Además, los conductores de coches son muy respetuosos y circularán con paciencia detrás de una bicicleta el tiempo que haga falta.

Aunque lo ideal para conocer un país y sus gentes es viajar hasta el lugar y pasar allí una temporada, también hay muchas actividades que se pueden hacer sin salir de España para impregnarse un poco de la cultura alemana. Buscar un restaurante en el centro de Madrid temático del país germano es una forma de descubrir su gastronomía, ir a clases de alemán es una forma de aprender su idioma y su cultura, y participar en intercambios de idiomas con alemanes es una forma de conocer mejor a su pueblo y sus costumbres actuales.

Por qué elegir un restaurante en el centro para una celebración

El centro de Madrid es un lugar fascinante. En las arterias de la capital española se respira aire de metrópolis y diversidad cultural, tanto entre sus habitantes como en sus locales y comercios. Si buscas celebrar alguna fiesta, cumpleaños, cena de empresa, reunión de compañeros de clase o cualquier otro tipo de celebración, piensa que tan importante es el lugar de la comida como su localización estratégica. Cuanto más céntrico sea el restaurante elegido, más cerca estarán después los mejores pubs, discotecas y locales de copas.

galeria61

Si buscas un restaurante en Plaza España, Madrid y tienes planeada una cena o almuerzo con mucha gente, el Restaurante Kruger es una gran opción. La mejor comida alemana (carnes y guisos abundantes) combinada con la mejor cerveza alemana (a elegir entre varias especialidades y con opciones de barra libre) son un reclamo especialmente llamativo para quienes tengan buen saque.

La carta del Restaurante Kruger cuenta con una amplia variedad de salchichas alemanas acompañadas de puré de patata y chucrut entre otras variedades. Es especialmente cómodo y alegre para grandes grupos de gente joven o familias con niños, ya que también dispone de menús infantiles para todos los gustos.

barRestaurante Kruger cuenta con un local enorme y muy bien emplazado en la Plaza España, pleno corazón de Madrid. Un servicio atento y rápido se esmera por atender a grandes grupos de comensales trayéndoles generosas raciones de platos alemanes y frías jarras de las mejores especialidades cerveceras alemanas.

Las cenas informales con amigos se disfrutan más en locales con un ambiente distendido y festivo. Además, los precios se ajustan mucho con una gran relación calidad-precio, especialmente en los menús de grupo, para que todo el mundo pueda acabar bien satisfecho sin necesidad de realizar un gran desembolso.

Dentro de un grupo de amigos, ya sean estudiantes, compañeros de trabajo o colegas de toda la vida, siempre hay una buena noticia que celebrar: un cumpleaños, un nuevo empleo, una despedida de soltero, el aniversario de una fecha importante… Cualquier excusa es buena para buscar un lugar en el cual celebrar una fiesta a lo grande.

Si a ti y a tus amigos os gusta la buena carne, la comida copiosa y regarlo todo con unas buenas jarras de cerveza, no dudes que Restaurante Kruger es tu mejor opción para comer como un rey (alemán) por un precio económico.

¡Bienvenido otoño!

Llega el otoño y en esta época del año apetece resguardarse del frío, y si es con una buena comida y cerveza mejor aún mejor.

La comida alemana está especialmente pensada para combatir el frío, ya que cuenta con muchas carnes asadas, ensaladas y postres contundentes. En definitiva, la carta de un restaurante alemán cuenta con platos calóricos y de sabores fuertes. Las salchichas son uno de los platos más típicos de la cocina germana, pero por supuesto hay muchas otras recetas sabrosas de las que se puede disfrutar en un restaurante alemán.

La variedad de panes en Alemania es impresionante. Pan blanco, pan de cebolla, pan de trigo y centeno, pan con semillas de girasol o calabaza, multicereales… Hasta llegar al mundialmente conocido pretzel, los lazos de pan dulces o salados que pueden estar condimentados con diferentes especias.

El kartoffelbrei es un puré de patatas tradicional alemán que se prepara con sal, pimienta o nuez moscada. Algunas recetas le añaden verduras u otras especias.

Captura

En cuanto a las carnes, una de las especialidades más exquisitas es el eisbein, un codillo de cerdo cocido durante varias horas. Es una carne muy grasa y de sabor muy fuerte que se suele acompañar de papas cocidas, chucrut y albóndigas.

El kasseler o filete de Sajonia es un filete de carne de cerdo ahumado y salado mediante el proceso de salazón y extraído normalmente de la costilla. También se sirve habitualmente con chucrut y puré de patatas.

Entre las variedades de salchichas más famosas, no podía faltar la bockwurst. Este es un tipo de salchicha grueso hecho con carne picada, sal, pimentón y pimienta blanca. La carne (que puede ser de vacuno, oveja, cerdo, caballo o ave) se cuece previamente y luego se embute. Después se ahuma por varias semanas hasta conseguir ese sabor y aspecto inconfundible.

Para darle la bienvenida al otoño, en Alemania se celebra el gran Oktoberfest. Gracias al fenómeno de la globalización, esta fiesta también puede disfrutarse aunque sea a pequeña escala en el resto del mundo, como por ejemplo en un restaurante de comida alemana en Madrid.

Los platos típicos del Oktoberfest son un desfile de las mejores recetas de la cocina alemana, las más sabrosas y contundentes. Entre los pescados, el steckerlfisch es un pescado al pincho cocinado a la parrilla y típico de la zona de Baviera, donde se suele servir, cómo no, con cerveza. Antes de pasar por la parrilla el pescado se adoba en aceite y especias y se unta en mantequilla para conseguir una piel crujiente.

cerveza alemanaEntre las carnes del Oktoberfest se puede disfrutar, además de la bockwurst, de varieadades como frankfurts, bratwurts o pimmelwurst, preparadas con distintos aliños y cocciones. Tampoco podría faltar el típico eisbein (codillo de cerdo cocido) mencionado antes.

Entre los acompañantes más destacados se encuentra el spatzle, similar a la pasta italiana pero con más huevo, o el klobe, pasta de harina con huevo y patata que se sirve con forma de bola.

Entre los postres más habituales del Oktoberfest se encuentran el strudel, similar al hojaldre y relleno de manzana o queso quark. También son muy típicas las kasekuchen (tartas de queso horneadas) y la famosa tarta “selva negra” elaborada con nata, bizcocho, chocolate y frutas típicas de la selva negra.

Celebra la vuelta al cole

Normalmente el final del verano no es recibido con gran algarabía. Se acaban las vacaciones y el buen tiempo y hay que volver al trabajo, a los estudios y a los días fríos con el cielo gris. Sin embargo, no hay que ponerse tristes por ello. Hay que afrontar la vuelta al cole con positividad, ya que por ejemplo ahora podremos volver a ver a nuestros amigos, disfrutar de su compañía y realizar otros planes más tranquilos entre semana o darlo todo los findes.

1

Antes de salir de fiesta por discotecas o pubs, no hay nada mejor que tomar una buena cena, y si es en compañía mucho mejor. No es recomendable tomar copas con el estómago vacío, así que hay que ponerle remedio a eso. Si te gustan las carnes a la brasa y la buena cerveza, un restaurante alemán como el Restaurante Krüger es el lugar indicado para ti.

La rica gastronomía alemana puede disfrutarse en el centro de Madrid junto a la Plaza de España. Carnes y salchichas traídas directamente desde Alemania, ensaladas típicas germanas y una gran oferta de patés y quesos se complementan con una amplia carta de cervezas alemanas de importación. Además, en el mismo local también podrás disfrutar de la mejor comida tradicional española.

Si planeas venir en con tus amigos y compañeros de clase o eres un turista por Madrid, tenemos buenas noticias para ti. Si buscas un restaurante para grupos en Madrid, Restaurante Krüger también es una gran opción. Los menús de grupos ponen a tu alcance 4 tipos de menús para adaptarse a los gustos de todo el mundo.

Los menús A y B ofrecen una gran variedad de pastas, guisos tradicionales españoles, arroces, ensaladas y carnes de la mejor calidad, todo ello acompañado de cerveza de barril u otras bebidas a elegir así como varios postres disponibles.

El menú Merienda-Cena es el más indicado para los jóvenes universitarios, ya que pueden disfrutar de comida rápida sin renunciar al sabor y a la calidad de platos elaborados de forma artesanal. La especialidad “Hamburguesa Krüger”, las salchichas asadas, vienesas o frankfurt y el escalope alemán acompañados por patatas fritas o puré de patatas son unas opciones exquisitas para realizar una cena temprana antes de las 20:30.

No hay nada más español que las tapas, así que esta forma de gastronomía también puede encontrarse en un local tan polivalente como el Restaurante Krüger. El contundente menú de tapas de Krüger incluye 5 platos a elegir entre una gran variedad de tapas entre las que destacan las patatas bravas, la paella valenciana, los huevos rotos con jamón, los mejillones a la vinagreta, el salmorejo cordobés, los choricitos al infierno, las croquetas caseras, el surtido de patés o el magro con tomate entre muchos otros platos.

Si además buscas un lugar especial para celebrar cenas de empresa o con familiares y amigos, Restaurante Krüger cuenta con un menú parrillada muy especial para las fechas navideñas. No dudes en preguntar para recibir más información de esta y otras ofertas que puedan ser beneficiosas para tu grupo.

Comidas alemanas tradicionales para el verano

Al igual que sucede con cualquier otra gastronomía, la alemana también cuenta con una serie de recetas tradicionales muy adecuadas para el verano, ya que son especialmente refrescantes y están elaboradas con productos de temporada. Por eso, si visitas Madrid te recomendamos que te des una vuelta por el centro y visites nuestro restaurante en Princesa: Kruger.

Somos un restaurante alemán en Madrid que te damos la oportunidad de aprovechar tu estancia para saborear y descubrir los mejores platos germanos propios para la época estival. En concreto, al abrir nuestra carta te toparás con propuestas tales como estas:

  • Ensaladas alemanas. En esta categoría ofrecemos algunas de las más típicas variedades de ensaladas como son la de arenque, que se prepara con arenques, mahonesa y remolacha; la Waldorff, elaborada a base de manzana, piña, almendras, mandarina o mahonesa; o la de patata alemana. Esta última tiene como protagonistas a la patata, la cebolla o los pepinillos, entre otros productos.

  • Spätzle gemüsepfanne. Se trata de una receta de pasta que se presentada salteada con verduras de la temporada. Un plato este saludable y con gran sabor, ideal para reponer fuerzas después de una dura jornada de “turisteo” recorriendo Madrid.

  • Kartoffelsuppe, que viene a ser una crema de patata y salchichas germanas. Una de las especialidades de nuestro restaurante en la calle Princesa y una de las preferidas de nuestros clientes.

  • Escalope alemán. Por supuesto, no hay que pasar por alto que la cocina de Alemania también tiene entre sus productos estrella a la carne. En concreto, allí se toma de muy diversas formas durante todo el año, aunque en verano la preferida suele ser mediante esta receta, una escalope de cerdo empanado.

  • Spätzle Käse Mit Zwiebeln. Bajo este complejo nombre se encuentra una de las recetas más tradicionales y más exquisitas de la gastronomía germana. Se trata de un plato de pasta gratinada, que se presenta acompañado con aros de cebolla y queso edam.

salch

Más platos

A grandes rasgos, esos son algunos de los platos que adquieren mayor relevancia en nuestra carta durante la época estival. No obstante, cualquier turista o madrileño que decida visitarnos se topará con otros que también le pueden resultar atractivos para saborear la esencia y los aromas de Alemania:

  • Goulash a la antigua.

  • Escalope Hubertus, que se prepara con nata, carne de ternera y champiñones.

  • Salmón marinado.

  • Semmelknödel, que es un entrante típico compuesto de bacon, huevo, cebolla y pan.

Todo eso sin olvidar, por supuesto, la gran variedad de salchichas que poseemos. Motivos más que suficientes para que no te olvides de visitar nuestro restaurante alemán en Madrid.

Vacaciones low cost

La crisis económica que se vive en España durante los últimos años, hace que todos nos hayamos visto en la obligación de controlar al máximo nuestros gastos. Por eso, no sólo tomamos medidas para ahorrar en la factura telefónica o en la del agua, sino que además también en lo que se refiere a nuestros caprichos.

De ahí que, por ejemplo, sean muchas las personas que toman la decisión de llevar a cabo lo que se conoce como vacaciones low cost. Como su propio nombre indica, se trata de vacaciones en las que no se realizan grandes desembolsos económicos sino en las que se disfruta de actividades, gastronomía o visitas culturales que tienen un precio reducido.

Menús baratos

Teniendo en cuenta esta tendencia, en Kruger, nuestro restaurante en el centro de Madrid, hemos decidido ofrecer menús baratos a los clientes que llegan en grupo o a los que son turistas. De esta forma, les damos la posibilidad de degustar una exquisita serie de platos sin necesidad de tener que llevar a cabo un enorme gasto. Y es que nuestras recetas se definen por ser de calidad, con productos de primera y con un sabor que no deja indiferente a ningún comensal.

Así, como restaurante barato para grupos en Madrid ofrecemos en estos momentos cuatro menús con una estupenda relación calidad-precio:

1-Menú “A”

8,90 euros, con I.V.A incluido, es el valor que tiene esta primera propuesta, válida tanto para comidas como para cenas, que incluye primer plato, segundo plato, postre y bebida. Una gran variedad de posibilidades son las que se pueden elegir para disfrutar de un menú prácticamente personalizado:

  • Como primero, se puede optar por recetas tradicionales como el cocido, las lentejas o el gazpacho así como por alternativas más cosmopolitas, como sería el caso de la ensalada de patatas alemanas o los macarrones strogonof.
  • De segundo, el cliente puede elegir entre paella, salchichas alemanas con puré, flamenquines de cerdo o fritura andaluza.
  • Finalmente de postre se puede optar entre propuestas para los más sanos, como la macedonia de frutas, o para los más golosos, como la mousse o el pudin.

2-Menú “B”

Para comidas y cenas también está disponible este segundo menú, que cuesta por persona 11,70 euros, y que se compone de una gran variedad de platos para elegir:

  • Primero: risotto de setas, paella, ensaladas variadas, pisto manchego, sopa de marisco…
  • Segundo: chuleta de Sajonia, bacalao con tomate, cocido madrileño, merluza a la romana…
  • Postre: pudin, fruta, tartas variadas, flan…

1

3-Menú merienda-cenas

Los turistas que lleven a cabo vacaciones low cost también pueden encontrar muy interesante esta otra alternativa de nuestro restaurante en el centro de Madrid. Es un menú de 6,90 euros, que se puede disfrutar en horario de 17 a 20:30 horas y que permite degustar, además de la consabida bebida, un plato típico alemán como escalope, salchicha asada con puré de patatas o hamburguesa Kruger, entre otros.

4-Menú Tapas

Para los grupos que deseen probar varias de nuestras especialidades al mismo tiempo, esta es la mejor opción. Cuesta 9,50 euros, es idónea para comidas y cenas y se divide en tres modalidades, que permiten saborear recetas tales como berenjenas fritas, patatas ali-oli, croquetas caseras, callos a la madrileña o huevos rotos. Incluye bebida y postre.

Planes para disfrutar de Madrid este verano

Los habitantes de Madrid huyen hacia las zonas costeras en verano para disfrutar de los rayos del sol y la playa. Hay quienes, por el contrario, prefieren disfrutar de un turismo de interior y eligen destinos de montaña alejados del ajetreo de la gran ciudad. A pesar de todo, Madrid es uno de los lugares más turísticos de España y una de la ciudades con más actividades para realizar este verano. Tanto si tienes que quedarte en la capital como si la visitas durante unos días, aquí tienes algunos planes que puedes realizar sin gastar demasiado dinero.

El triángulo del Arte
Uno de los encantos de Madrid es la zona de los museos. En pocos pasos encontrarás tres de las pinacotecas más importantes del país: el Museo del Prado, el Museo Reina Sofía y el Museo Thysenn. Todos ellos te permitirán descubrir las mejores obras pictóricas de artistas de todos los tiempos. Además, cuentan con ofertas especiales para estudiantes y días en los que la entrada está más barata, por lo que podrás disfrutar del arte a unos precios realmente populares.

parque del retiro madrid

Disfruta de la buena comida
Aunque el bocata de calamares es, tal vez, el plato más característico de la cocina madrileña, también hay otros restaurantes que podrás visitar durante tu estancia en la ciudad. Además, podrás degustar la gastronomía de otros países sin moverte de la ciudad. Por ejemplo, yendo a un restaurante de comida alemana en Madrid donde degustar las mejores cervezas de importación y todo tipo de salchichas Wurst.

La ciudad de los musicales
Si algo destaca de la Gran Vía madrileña es la zona donde se concentran los grandes teatros. Llenos de luz y colorido, este tramo de la calle pretende ser el Brodway español. Si aún no has visto la espectacularidad de un musical no debes perderte uno de estos espectáculos. Entre otros, ahora puedes ver El Rey León, uno de los montajes más impactantes de los últimos tiempos.

Los veranos de la Villa
Este es uno de los eventos culturales más importantes del año. Espectáculos teatrales, zarzuelas, flamenco o bailes se dan cita en los escenarios con una agenda variada que hará las delicias de todos los públicos. Sin duda una de las mejores oportunidades para disfrutar de la vertiente cultural de la ciudad.

Parques temáticos
Aunque en Madrid no hay playa, esto no quiere decir que los madrileños vayan a pasar calor. En los alrededores de la capital encontramos parques acuáticos en los que disfrutar de un día completo con la familia mientras bajamos por toboganes de agua o nos bronceamos al sol junto a la piscina. Esta es una de las mejores maneras de soportar las altas temperaturas de la capital. Si lo que quieres es refrescarte un poco sin las aglomeraciones de los parques temáticos, puedes pasear por la playa urbana situada en Madrid Río, donde podrás jugar en las fuentes y mitigar el calor para, después, seguir paseando por los jardines y los puentes de este entorno.

Y para acabar la noche, nada mejor que un restaurante en Princesa, para disfrutar de la noche madrileña en el epicentro de la ciudad, con el mejor ambiente y la mejor compañía.