Archivo mensual: noviembre 2015

3, 2, 1…¡Comienza la cuenta atrás para la Navidad!

Ya falta casi solo un mes para la Navidad. Según el punto de vista, esto puede ser mucho o poco tiempo. Las comercios ya empiezan a recrear el ambiente navideño con su decoración y desde hace semanas los supermercados y otras grandes superficies ya cuentan con un gran surtido de polvorones, mantecados y todo tipo de dulces navideños en sus estanterías.

galeria13_big

Lo cierto es que pronto o no, año tras año los preparativos relativos a la Navidad son cada vez más elaborados y anticipados. Y es que en estas fiestas hay mucho que celebrar y es necesario ser precabidos y planificarlo todo bien: regalos por Navidad o Reyes Magos, comidas con la familia, fiesta de nochevieja, amigos invisibles organizados con los amigos, cenas de empresa…

Sin duda, una de las mejores formas de celebrar la Navidad es organizando una cena de Navidad con familiares, amigos o compañeros de trabajo. Estos eventos van más allá de la celebración puramente cristiana, ya que el espíritu de estas fechas contagia a todo el mundo y fomenta los lazos que nos unen.

Si planeas una cena con menú de Navidad 2015 Madrid, es muy probable que te interese echarle un vistazo al Restaurante Krüger en Madrid. Se trata de un restaurante que cuenta en su carta con un amplio surtido de especialidades alemanas (carnes, ensaladas y guisos típicos) así como una gran variedad de buenas cervezas de importación alemanas. He aquí una muestra de los suculentos menús que Restaurante Krüger está preparando para estas navidades:

Opción 1: este es el menú perfecto para quienes prefieren comer picoteando varias cosas. Incluye varias especialidades cómodas para compartir, como por ejemplo tabla de embutidos y quesos del país, ensalada de escarola y granada en vinagreta, pimientos del piquillo rellenos, morcilla de burgos, croquetas caseras de boletus y de jamón ibérico, brocheta de pollo y verduras, bacalao en tempura y costillas de cerdo caramelizadas. De postre profiteroles y la especialidad alemana apfelstrudel, fino rollo de hojaldre relleno de compota de manzana.steak-826961_640

Opción 2: tabla de embutidos y quesos alemanes de bienvenida, morcilla de burgos y choricitos “infierno”y anillas de calamar fritas para compartir, y segundos a elegir entre salmón horneado o medallones de solomillo de cerdo. De postre, tiramisú.

Opción 3: tabla de patés y ahumados de bienvenida, taza de sopa marinera con crujiente de marisco de entrante, croquetas y pimientos del piquillo a compartir, y de segundos a elegir merluza a la gallega o ternera rellena al horno. De postre, tartas de la casa.

Opción 4: taza de sopa de picadillo de bienvenida, para compartir pulpo a la gallega, mejillones cocidos al vapor y morcilla de burgos y como segundos a elegir bacalao a la vizcaína o cordero asado. De postre, tartas de la casa.

Todos los menús incluyen también como postre un surtido de dulces navideños así como agua, vino y cervezas alemanas de importación.

Además de su ideal ubicación céntrica en Madrid, el Restaurante Krüger cuenta menús de Navidad especiales para grupos, con lo cual se trata de una apuesta segura a la hora de optar por una buena relación calidad precio. La gastronomía alemana cuenta con un excelente representante en el centro de Madrid, junto a la Plaza de España. Un verdadero chef germano trabaja con productos importados de Alemania: codillos y salchichas, tablas de patés y quesos, etc. Para que prime la variedad, la comida española de alta calidad también está presente en la carta de este restaurante.

Cómo maridar los platos típicos alemanes

Tal y como es de sobra sabido, la cerveza en Alemania goza de una tradición y un prestigio internacional. Esta bebida milenaria cuenta incluso con una “ley de la pureza alemana” centenaria (aunque revisada a principios del siglo XX) en la cual se determina que una cerveza artesanal sólo podía elaborarse a partir de tres ingredientes: agua, malta de cebada y lúpulo, ya que en los orígenes de esta ley (siglo XVI) no se utilizaba la levadura.

En la actualidad la cerveza alemana es garantía de una gran calidad. Como muestra de ello, Alemania exporta fuera de sus fronteras la fiesta del Oktoberfest en la cual corren litros de cerveza a través de las pintas al mismo tiempo que se degustan platos típicos como la gran variedad de salchichas y carnes que también hacen popular a la cocina alemana. Para disfrutar tanto de la cerveza como de la comida alemana, nada mejor que el Restaurante Krüger en Madrid.

beer-932994_640

El maridaje de la cerveza con los platos típicos alemanes es una tradición ancestral. He aquí algunas de las recetas que se aprovechan de la cerveza para realzar su sabor.

Franziskaner: Una de las variedades de cerveza de trigo más conocidas y exportadas de Alemania. Se recomienda acompañar esta bebida con pastas italianas como la lasaña, haciendo que sea ideal para las comidas familiares.

Paulaner: cerveza de trigo blanca típica de la región de Baviera en el sur de Alemania. Tiene un toque ácido y un buen equilibrio entre lo dulce y lo amargo. Cuenta con un aroma a plátano y levadora que la hacen perfecta para acompañar platos de sabor frutal, como comidas exóticas de origen árabe o postres.

Schofferhofer Hefeweizen: esta cerveza se caracteriza por sus toques a levadura y cítricos, marcadamente ácidos, refrescante y con un amargor suave. Muy apropiada para platos con pescado y verduras.

Schneider Weisse: se trata de una marca de cerveza de trigo muy conocida en Alemania. Se distingue por contar con suaves toques ácidos y poco amargar. Combina muy bien con platos de carne suave como aves o conejo acompañadas de salsas también suaves.

Konig Ludwig Weizen Dunkel: cerveza suave y refrescante con un suave sabor a trigo. Acompaña perfectamente a platos de pescados salados, como por ejemplo el bacalao.

Licher Hefe Hell: se trata de una cerveza muy aromática con matices de plátano, miel y varias especias. Es recomendable combinarla con platos de carnes y quesos contundentes.

La mejor forma de disfrutar de la cocina y de la cerveza alemana es desplazándose al restaurante Krüger, un restaurante para grupos en Madrid, donde predomina la abundante comida y bebida alemana a precios accesibles.